Por Claudia Rafael

(APe).- Los sueños de los niños suelen estar aferrados a la crin de un unicornio. Sobre todo si se tienen 8 años. Pero al nene de Las Catonas, en Moreno, que apareció en todos los medios como el “precoz delincuente” que con un revólver entró a una joyería y quiso alzarse con un botín de película, los sueños se le fueron soltando y echaron vuelo a otros cielos lejanos. Cuando tras la maratón mediática del video en el que se ve al nene frente al mostrador con la voz en off del dueño de la joyería, su mamá se presentó en la comisaría y “lo entregó”, dicen que contó también: Que tiene cinco hermanos de 13, 12, 6 y 3 años y uno de dos meses. Que “no tiene padre y no va a la escuela porque el año pasado fue expulsado”. Que “fue echado cuando cursaba segundo grado y se bajó los pantalones para mostrarle los genitales a una compañera”. Que ella hace changas limpiando en casas ajenas.

Leer más...

Por Alfredo Grande

(APe).- La cultura represora, en sus versiones más democráticas y humanas, cuando al lobo todavía le quedan algunos jirones de la piel de cordero, inventa y sostiene distintas formas del encubrimiento. “Ayuda humanitaria” en las fauces de un gringo racista, es la marca comercial de una versión del exterminio y la colonización.

Leer más...

Por Carlos Del Frade

Especial desde Tostado y Pozo Borrado, norte profundo santafesino

(APe).- -La gente tiene miedo y vergüenza… Nos metieron presos, nos sacaron vacas, caballos y chivas y desde hace quince años no nos ponen puentes y nos quieren arreglar con tubos…Y siempre ganan los que tienen el poder. Las grandes estancias…-dice Armando “Churrinche” Bustos, campeón interprovincial de peso pluma hace ya mucha memoria y actualmente peleando en un paraje del fenomenal norte profundo santafesino llamado Fortín Charrúa, en la zona de los bajos submeridionales, en el límite de los departamentos Vera y 9 de Julio.

Leer más...

Por Silvana Melo

Foto: Enfoque Rojo

(APe).- ¿Qué cambia en el ardiente pavimento de estos días el proyecto Bullrich – Garavano? ¿Qué más condena? ¿Qué otro estigma hace sangrar en esta infancia? ¿Qué distingue al hoy con castigo penal a los 16, de mañana con punición a los 15 o a los 14? ¿Qué cambia si ya hay una cárcel bonita y distinguida para los de 18 y mañana alzarán otra para los de 15 o 14 y los muros serán los mismos que los que separan el barrio del country, la villa de la fortaleza con perros y púas, la periferia de la zona confortable?

Leer más...

Por Claudia Rafael

(APe).- ¿Qué separa los 17 años de Ezequiel Lamas de los del pibe que detuvieron en Caballito por su muerte? ¿Cuál es la distancia entre los 17 a los que ya nadie podrá volver? Apenas el instante de un golpe atroz, capaz de fracturar el cráneo, e intentar seguir la vida como si nada. Una sucesión de escenas construidas por la sociedad securitaria. Que mira con sospecha a su alrededor. Que ve crecer sus espinas producto del miedo al otro que termina siendo cocinado a fuego rápido en la olla del odio colectivo. El otro pibe, el que apareció de la nada y arremetió contra su par se asumió como la horda social que alza su puño como el engranaje de un sistema basado en el exterminio. Delante de un grupo de policías que no movió un solo dedo para frenar la agresión ni para actuar. Segundos después, Ezequiel Lamas intentaría ponerse en pie, se descompensaría y moriría dos días más tarde en el Hospital Interzonal General de Agudos de Mar del Plata.

Leer más...

Recién editado

Libros de APE